TRANSLATE THIS BLOG

Miedoso

lunes, 3 de agosto de 2009

Camino lentamente. No quiero llegar. Me falta el aire. No puede ser tan malo, me repito una y otra vez. Procuro ni mirarla. El sólo pensarla me da escalofríos. No imagino qué será después. Ella está desnuda. Me mira. Sé que está enojada. Su cara se transforma y yo quiero huir. Si tan sólo lo hubiera pensado más. La gente susurra. No se quiere ir. El circo es tan cómico como triste este minuto. Al fin llego. Digo que sí aunque quiero decir que nunca. Ella me mira otra vez. Se voltea. Ahora está vestida. Ahora está cercana. Ahora sé que esta era mi suerte desde siempre. Y que sólo es de nuevo, la misma pesadilla de casarme en una iglesia.

Flora Isela Chacón
.

5 comentarios:

  1. Me parece que, el que sufre pesadillas por casarse, las sufre se case en una iglesia o en lo alto del Everest:):)
    Sí, los hay miedosos, con lo fácil que es decir , no.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Todos tenemos miedo a algo, es inevitable el miedo en las personas, somos humanos.

    Gracias por tu visita a mi pequeño rincón.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. En cambio para otras la pesadilla es no hacerlo.

    Cada uno con sus miedos.

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Recurrente pesadilla de algunos de mis demonios...

    ResponderEliminar

Blog contents © Donde hay letras 2013. Blogger Theme byNymphont.